Sófocles, dramaturgo griego

Muchas han sido las enseñanzas y muy grande es el legado que nos han dejado los antiguos griegos. En la Grecia Clásica, la literatura vivió una época de esplendor en la que convivieron personajes como el dramaturgo Sófocles.

En el año 495 a. C. venía al mundo en Colona (Atenas) el poeta griego Sófocles. Sófocles era el hijo de un rico armero, de nombre Sofilo. Con tan sólo 16 años, fue elegido director del coro de muchachos para celebrar la victoria de Salamina.

En el 468 a. C. se dio a conocer como escritor tras vencer al sonado Esquilo en un concurso de teatro que tenía lugar cada año en Atenas durante la celebración de las fiestas dionisíacas. Fue entonces cuando arrancó la meteórica carrera de Sófocles: este autor deja más de 123 tragedias escritas con motivo de los festivales en los cuales salió victorioso en torno a 24 veces.

Sófocles trabó amistado con Herodoto y Pericles, fue elegido estratego en dos ocasiones y tomó parte de la expedición ateniense contra Samos (440). El momento de su muerte coincidió con la Guerra de Esparta o, lo que es lo mismo, con el principio del fin del dominio de Atenas. Se cree que el ejército contrario solicitó una tregua con el fin de celebrar sus funerales con la solemnidad merecida.

Este poeta y dramaturgo griego dejó un gran legado literario, del que se conservan solamente siete tragedias completas: “Antígona”, “Edipo Rey”, “Áyax”, “Las Traquinias”, “Filoctetes”, “Edipo en Colona” y “Electra”. Como contribución al teatro clásico, se le atribuye la inserción en la escena de un tercer personaje, que ampliaba las posibilidades del diálogo  y hacía más compleja la psique del héroe de la historia narrada.

Tags: ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top