Bob Kane, el creador de Batman

Bob Kane y Batman

Nuestros padres lo disfrutaron a través de los cómics o historietas. Aun la generación de este nuevo siglo es cautivada por su oscura historia, sorprendida por su destreza y su inteligencia en la interminable lucha contra la injusticia y por supuesto, ellos si conocen su doble identidad. Suspenso, intriga, miedo y valentía ante todo, tal vez, esto es lo que despierta el personaje de Batman en nuestras vidas y tal vez esta haya sido la razón, entre otras cosas, de su infinidad de adaptaciones cinematográficas hasta el día de hoy. Sin dudas, un héroe que jamás morirá y que como la mayoría posee un padre, en este caso, Bob Kane.

Este dibujante y escritor nacido en Nueva York un 24 de Octubre de 1915 con el nombre de Robert Kahn fue quien ideo, junto a las recomendaciones de Bill Finger, el misterioso y eterno “hombre murciélago”.

A los dieciocho años de edad cambio su nombre legalmente a Bob Kane y en 1936 logro ingresar al basto mundo de los cómics de la mano de Jerry Iger realizando publicaciones en la revista Wow, What A Magazine!. Al año siguiente, Iger se une a Will Eisner (ex compañero de Kane durante la escuela secundaria y creador de The Spirit) creando la compañía Eisner – Iger Studios y Bob comienza a trabajar junto a ellos.

Durante su paso por esta firma escribió tiras como “Peter Pupp” pero paralelamente y de manera independiente realizó trabajos para Fleisher Studios en los dibujos animados de Betty Boop, la tira humorística  “Ginger Snap” en More Fun Comics, “Oscar the Gumshoe” para Detective Comics y “Professor Doolittle” para Adventure Comics. Sin embargo, el verdadero éxito de su carrera llegaría  a comienzos de 1939.

El personaje de Superman creado por Actions Comics comenzaba a ganar terreno entre el público y la National Publications (después DC Comics) su principal adversario se vio obligado a hacerle frente.  Para esta tarea eligieron a Bob Kane quien debería encargarse de desarrollar un superhéroe diferente a lo acostumbrado pero atrayente a la vez.

Inspirado por la actuación de Douglas Fairbanks como el Zorro, el diagrama del ornitóptero de Leonardo Da Vinci y la película The Bat Whispers (1930), Kane concluye en un personaje a quien apodo primeramente Birdman (Hombre Pájaro) para luego reemplazarlo por el nombre de Batman (Hombre Murciélago). Un multimillonario llamado Bruce Wayne que durante las noches y bajo su singular traje, se dedica a pelear contra el mal.

De esta manera en el Detective Comics N° 27 (mayo de 1939) Batman realiza su aparición y en consecuencia arrastra un éxito total permitiendo que Kane contrate un equipo de dibujantes y escritores que trabajen arduamente junto a el frente a la gran demanda que se había originado.

Tiempo después Detective Comics, Inc, quien poseía los derechos de este héroe, sugirió que se disminuyera la violencia en las historias del justiciero enmascarado de “Ciudad Gótica” y que reciba un compañero juvenil. Así nace Robín, inspirado en las ilustraciones de N.C. Wyeth y apodado de esta manera debido al personaje de leyenda Robin Hood, un artista de circo huérfano llamado Dick Grayson que va a vivir a la mansión de Bruce Wayne como su joven protegido.

Con el correr de los años y una vez que la fama de Batman se había afianzado en el mercado, llegaría la hora de publicar una revista propia y como resultado se lanza Batman N° 1 durante la primavera de 1940 en la cual también hace su aparición el reconocido Joker como el primer villano oficial.

Ante todo esto, cabe aclarar que Bill Finger, quien se encargo del guión para el Joker, fue la mano derecha en la creación de cada uno de estos personajes. El hablaba seguidamente con Bob y les trasmitía sus opiniones en cada aspecto como por ejemplo en los colores del traje de Batman o en la imagen de un compañero juvenil para este entre otros detalles.

Finalmente, luego de muchos años de trabajar sobre su creación, llegan los años sesenta y el trabajo de Kane en los cómics disminuye notablemente llevándolo a trabajar en otros proyectos. En 1989 lanza su autobiografía “Batman and Me” y posteriormente un segundo volumen titulado “Batman and Me, The Saga Continues”.

Su vida termina un 3 de Noviembre de 1998 dejando una esposa (Elizabeth Sanders Kane), una hija, un nieto y un legado sin igual que aun perdura en los corazones de niños y grandes. Fue sepultado en Forest Lawn Memorial Park (Hollywood Hills) en Los Ángeles, California.

Tags:

Imprimir


1 comentario

Comments RSS

  1. carlos arriola dice:

    hola es brillante la revista batman gracias ea el aprendi a leer

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top